miércoles, 25 de enero de 2017

Señor mío y Dios mío.








Ay Señor de los altares
a tí elevó mi voz,
por éste mundo que gime
porque carece de amor.

Si el mundo no tiene amor
es que no lo tiene a Dios.
Si Dios es amor…
el mundo
No tiene  Dios…Ni tiene amor.

Ay señor de los altares…
¿Quién en templo te encerró?
Tú fuiste luz para el mundo
¿Por qué tu luz se ocultó?
Tal vez,
estás   dentro mío,
y yo no te puedo ver.
De tanto mirar afuera,
Mi corazón no se ver.

Ay Señor de los altares…
tu palabra me enseñó:
que te encuentro en cada hermano,
más mi hermano me engañó.
Que tu palabra me diga
¿Cómo te encuentro Señor?
Tal vez…
no es tan difícil.
Siempre estás donde hay amor.







martes, 10 de enero de 2017

Libertad.

,
El mundo y sus acciones nos duelen Señor.

Las guerras, los que pueblos que  sufren injustamente,

nos  preguntan: ¿por qué?

¿Qué nos sucede, hacía que fin caminamos?

¿Qué hemos hecho con nuestro libre albedrío?

Estamos orientados al mal, decía San Agustín.

Tenemos  libertad  y no sabemos usarla,

pero bendito tu nombre que nos mantiene en pie,

no dejes que el mundo y sus acciones nos  roben

lo único que nos queda Señor; la fe.





Paz.

Fragmento de la oración por la Paz de el Papa Francisco. A la Madre de Jesús, la bienaventurada siempre Virgen María, le encomen...